El Bàsquet Calvià cierra la temporada en familia

La familia del Bàsquet Calvià cerró el curso 2017/18 con la fiesta de final de temporada con la presencia de los chicos y chicas de los distintos equipos del club, técnicos, directivos, familiares y colaboradores en una velada cálida y entretenida. En total, cerca de 250 personas se reunieron en Bendinat para cerrar el curso.

Los más pequeños empezaron a desfilar por Bendinat desde las 17:30 horas con la organización de juegos tradicionales a lo grande con la colaboración activa del Consell de Mallorca. Fue el inicio de una fiesta completa para pequeños y grandes. La jornada familiar seguía con el tradicional acto de entrega de obsequios. Los entrenadores y jugadores de los distintos equipos desfilaron por el estrado a recibir sus medallas.

Al término de ese momento se produjo una de las sorpresas de la tarde. El club le preparó un emotivo homenaje al gerente del club, Mateo Cañellas, que finaliza su vinculación con el Bàsquet Calvià tras más de diez años en la entidad. Sus hijos le entregaron una camiseta del club y una placa ante el aplauso de todos los presentes. Otra de las sorpresas fue la reproducción de un vídeo con los mejores momentos en lo deportivo y social del club que dejó atónito durante más de cinco minutos a todos.

Los pambolis llenaron las mesas que llenaban el Módulo de Bendinat mientras la pantalla instalada ofrecía el partido del Mundial de fútbol entre España y Portugal. Finalmente, gracias a todos los colaboradores se realizó un sorteo para dar por cerrado un acto amigable y simpático.

Este fue el final festivo a una temporada exitosa y espera ser el pistoletazo de salida a un nuevo año de alegrías, risas, diversión, compañerismo, grandes momentos y, sobre todo, mucho baloncesto.