El Bàsquet Calvià sigue viviendo nuevas experiencias en una jornada en la que la suerte no ha sonreído

Con solo tres triunfos en ocho encuentros el club da por cerrado un nuevo fin de semana de baloncesto. 

Y eso que empezó bien la jornada con tres triunfos en los tres encuentros de la jornada matinal del sábado, empezando por el doble compromiso en Capdepera. Los primeros eran los chicos del Mini Masculino Duran que superaban al conjunto gabellí por 62 – 70. En ese mismo escenario, en Es Figueral, el Infantil Masculino Duran A también se hacía con el triunfo (45 – 83). Ese mismo día también había un doble enfrentamiento con el Sant Francesc Llops de forma simultánea. Una, la del Premini, fuera de casa (sin resultado) y la otra, en Bendinat, en la que el Infantil Masculino Duran B se imponía por 59 – 28 para mantener su condición de invicto.

A partir de la tarde se torcieron las cosas. El primer varapalo se lo llevaba el Júnior Masculino Pizza Hut Magaluf que caía de forma muy ajustada ante el Dakota Alcudia en el enfrentamiento por la segunda plaza de grupo (57 – 60). No le fueron mejor las cosas ni al Infantil Femenino en su visita al CB Sa Indioteria (53 – 37) ni al Flanigan Calvià que era derrotado, en casa, por el Tenea CB Esparraguera por 62 – 72 y se complica el objetivo de alcanzar las posiciones de permanencia directa.

El domingo se resolvió con una doble derrota. Primero la del Cadete Masculino Hidrobal ante el CB Sa Indioteria (49 – 71) y posteriormente la del Júnior Femenino Port Adriano ante Alcázar en su segundo y último desplazamiento a Menorca (79 – 33).